América Latina se prepara para el Auge del Nearshoring en 2024
América Latina se prepara para el Auge del Nearshoring en 2024
Nearshoring

El mercado de nearshoring crecerá a una tasa compuesta anual del 10,3% entre 2021 y 2025.

Se proyecta que el mercado de nearshoring, una estrategia industrial que implica trasladar fábricas y producción a otros países, experimente un aumento significativo en toda América Latina durante 2024, con México como uno de los principales beneficiarios. La oportunidad de aprovechar espacios no atendidos en el pasado y atraer servicios globales al país se vislumbra como una realidad.

Mario Veraldo, CEO de MTM Logix, explicó que el sector manufacturero mexicano ha experimentado un crecimiento en productividad del 4% en 2022 en comparación con el año anterior, y durante la primera mitad de 2023, este aumento se posicionó en un 10%.

La inversión en maquinaria y equipos, clave para la eficiencia y capacidad productiva, ha experimentado un crecimiento notable, alcanzando un 20% durante el primer semestre de 2023 en comparación con el mismo período del año anterior.

El comercio bilateral entre México y China, que representaba alrededor de 116 mil millones de dólares hasta mediados de 2023, según la Cámara de Comercio y Tecnología México-China, se presenta como un factor adicional que podría generar oportunidades significativas para la economía mexicana.

Un estudio de Deloitte sugiere que el mercado de nearshoring crecerá a una tasa compuesta anual del 10,3% entre 2021 y 2025. Asimismo, el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) proyecta que Brasil podría exportar 7,840 millones de dólares más al sumarse a este movimiento.

Optimismo y retos

A pesar de las perspectivas optimistas, México enfrenta desafíos en 2024, incluida la posibilidad de una desaceleración del crecimiento mundial y tensiones geopolíticas que podrían impactar la economía, especialmente en el mercado de materias primas. Sin embargo, estas condiciones adversas podrían convertirse en oportunidades si se producen recortes en las tasas de interés y la devaluación del dólar a nivel mundial.

La ubicación estratégica de México como puente entre América del Norte y América Latina se presenta como un activo clave. Aunque enfrenta una fuerte competencia de economías más cercanas a los principales mercados de consumo, la posición política y geográfica única del país puede ser aprovechada para consolidar su papel en la región.

Se espera que la consolidación del nearshoring genere beneficios significativos en toda América Latina, incluida la recuperación económica y la desaceleración de la inflación, reasignando inversiones por un valor estimado entre 30 mil y 50 mil millones de dólares que antes se dirigían a Asia.

Brasil y México se posicionan como destinos activos de nearshoring en la región, mejorando sus entornos empresariales y atrayendo inversiones extranjeras directas mediante diversas medidas. México, en particular, busca capitalizar el “momento mexicano” mediante la mejora de infraestructuras, la disponibilidad de mano de obra calificada y otras iniciativas que podrían impulsar la productividad a largo plazo. La consolidación del nearshoring se perfila como un cambio significativo en la dinámica económica de la región latinoamericana.

En tu opinión, ¿Qué candidato presidencial ganó el primer debate?

En esta nota se habla de: Nearshoring
Otras notas relacionadas con Nearshoring