Hackean Electronic Arts y se roban el código fuente de FIFA 21

Share:
 Lo hackers burlaron la medidas de seguridad de Electronic Arts, lo que les dio la oportunidad de robar una gran cantidad de información, entre ella, el código fuente de FIFA 21,

ComputerHoy.- Lo hackers burlaron la medidas de seguridad de Electronic Arts, lo que les dio la oportunidad de robar una gran cantidad de información, entre ella, el código fuente de FIFA 21, el motor gráfico Frostbite y otras herramientas internas relacionadas.

El medio especializado Motherboard ha sido el encargado de dar la voz de alarma. Una fuente con acceso a los foros de hackers de la Dark Web les alertó de que había varias publicaciones en las que los autores aseguran haber violado la seguridad de EA y de haber robado una cantidad ingente de datos.

Mas de 780 GB de información fue robada

Los hackers señalan haber sustraído unos 780 GB de datos de los servidores de la compañía. Por una parte, afirman haber robado el código fuente de FIFA 21 y The Sims incluyendo el código de matchmaking.

También dicen tener el código fuente y las herramientas de Frostbite, el motor gráfico que impulsa varios juegos de EA, incluido Battlefield.

Además, entre la información robada hay frameworks y kits de desarrollo de software (SDK) patentados por EA. 

Afortunadamente los datos de los jugadores no se han visto comprometidos, por lo que no tienes que preocuparte por tu privacidad. El objetivo de los hackers no es otro que vender la información robada de EA al mejor postor. 

Te interesa leer: El grupo de hackers “Anonymous” se atribuye ciberataque a la pagina del Ejército Colombiano

La compañía ha confirmado a Motherboard que ha sufrido una filtración de datos. Recalcando que la información privada de los jugadores no se ha visto afectada. 

“Estamos investigando un incidente reciente de intrusión en nuestra red donde se ha robado una cantidad limitada de código fuente del juego y herramientas relacionadas”, explica un portavoz de EA en un comunicado. “No se accedió a los datos de los jugadores y no tenemos ninguna razón para creer que haya ningún riesgo para su privacidad”.