Tecnología biométrica facilita el futuro de los viajes

Share:

Largas filas de facturación y los controles de seguridad son la parte más molesta de viajar, así lo indicó el 85% de 16 mil personas encuestadas por iProov.

Una encuesta a consumidores realizada por iProov, empresa de tecnología biométrica de autenticación facial, reveló que a los viajeros les gustaría agilizar el proceso de embarque cuando de tomar un avión se trata.

El 85% de los 16 mil encuestados de ocho países dijo que usaría un boleto de identificación desde casa.

Más Información

Este porcentaje aumenta a más del 90% cuando se observa únicamente a los encuestados de México, además, el 95% de los consumidores dijo que elegiría una aerolínea o proveedor de viajes si ofreciera un servicio de verificación previa desde el hogar para acelerar el proceso.

Pasajeros quieren evitar filas

El 52% de los encuestados en México dijo que el primer paso del viaje, esperar largas filas de facturación es la parte más molesta, mientras que el segundo son los controles de seguridad.

De ahí que surja la pregunta, ¿Cómo pueden los aeropuertos reducir los cuellos de botella durante los viajes utilizando los servicios de chequeo desde el hogar para que la experiencia sea mejor para el consumidor?

Te podría interesar leer : Ingressio presenta app con biometría de voz

La respuesta más cercana quizá sería el uso de tecnología biométrica de autenticación y verificación facial.

Andrew Bud, director ejecutivo de iProov, dijo que la tecnología de verificación segura permite a los viajeros completar sus comprobaciones de boletos desde su hogar, por lo que ya no sería necesario hacerlo en el aeropuerto.

“La verificación facial demostró ser una solución segura y accesible para muchas aplicaciones y procesos. Más del 50% de los consumidores en México ya la utilizan para acceder a sus aplicaciones de banca móvil”, explicó Bud.

¿Cómo funciona la tecnología biométrica?

Una de las soluciones que propone iProov es Genuine Presence Assurance, la cual ofrece un escaneo facial breva y pasivo que confirma que un viajero remoto es la persona adecuada, comprando la identidad con un documento y un boleto confiable.

Esta tecnología también verifica que el usuario es una persona real y n o un ataque de presentación usando una foto o una máscara, y que se autentica en tiempo real.

La solución no es exclusiva de la industria de las aerolíneas y también se puede aplicar para eliminar los cuellos de botella en los check-in para otras formas de viaje como trenes, cruceros, alquiler de automóviles, entre otros.

“La biometría se convirtió en la tecnología preferida para la autenticación digital de usuarios, lo que permite a las personas desbloquear dispositivos y acceder a servicios en línea de forma segura”, agregó.