Trabajan en piel autorreparable en robots
Trabajan en piel autorreparable en robots

La piel se basa en el hongo Ganderma lucidum impreso en 3D, que abre un nuevo espacio de desarrollo.

Científicos de la Escuela Politécnica Federal de Zúrich (ETH por sus siglas en alemán) utilizaron una impresora 3D para crear una piel para robots, que puede repararse a sí misma en caso de sufrir daños.

La investigación, publicada en la revista científica Nature Materials, se basó en las propiedades de autocuración de materiales vivos, como huesos de animales o tallos de plantas.

Con la impresora 3D se creó una rejilla hecha con un hidrogel cargado con el hongo Ganoderma lucidum.

De manera similar al moho de los alimentos, el micelio fúngico, es decir, la red de raíces de los hongos, colonizó esta rejilla impresa.

En unos 20 días, el resultado fue una piel robusta y capaz de regenerarse.

Sin embargo, para que la piel se regenere, no debe perder la actividad metabólica y, para ello, necesita nutrientes.

Según el estudio, la forma en que la piel fúngica puede obtener su alimento aún necesita más investigación.

Tampoco se sabe todavía cómo se pueden eliminar sus desechos durante un periodo prolongado.

Para examinar el proceso, los investigadores de la ETH imprimieron una piel de robot y realizaron varias pruebas, como hacer rodar el robot sobre varias superficies y sumergirlo en agua.

La piel impresa pasó todas las pruebas sin problemas. En el futuro, la tecnología podría “dar vida al mundo de los materiales”, escribieron los investigadores.

¿Ofrecerás algún producto o servicio especial por 14 de febrero?
En esta nota se habla de: innovación tecnológica, robots, tendencias
Otras notas relacionadas con innovación tecnológica, robots, tendencias