KPMG enlista los retos de la industria de medios electrónicos financieros

Share:

En México, el avance de sofisticación nacional en materia de medios electrónicos financieros y de pago ha sido positivo. Sin embargo, al ser un tema de dinero, los pagos son de gran interés para el crimen organizado, siendo las tarjetas de crédito el medio de pago más vulnerable, sobre todo por su amplio uso.

De acuerdo con Pablo A. Castillón, socio especialista en medios de pago y modelos bancario de KPMG en México, el índice de fraude en el país es del 44%, lo que se atribuye al fácil acceso a ciudades fronterizas norteamericanas donde tarjetas falsificadas y cuentas fraudulentas pueden ser utilizadas, además del refinamiento tecnológico del crimen organizado.

El impacto mayor lo padecen los comerciantes, que cubren costos por fraude en pagos electrónicos hasta 10 veces más que las instituciones bancarias, y 20 veces más que los consumidores, ya que regularmente cubren el reembolso del monto de fraudado, y, en ocasiones, el costo del bien o servicio perdido. Mientras que el banco emisor comparte la pena, principalmente en los costos de reemplazo de tarjeta, con rendimientos decrecientes.

Por ello, las instituciones financieras validan que sus procesos de respuesta sean rápidos, y que el servicio a sus clientes sea el adecuado. Además, también existen esfuerzos para educar a los clientes sobre prácticas para reducir su vulnerabilidad al fraude y la mejor manera para responder ante un evento.

Ante esta situación, KPMG considera que la mejor respuesta de los comercios ante situaciones complejas de fuga de datos de pago y crimen cibernético consiste en:

  • Revisar de punta a punta los procesos paraidentificar mejoras de seguridad y robustecer los métodos de prevención de fraude.
  • Ofrecer servicios de detección a los clientes y otorgar el reemplazo inmediato de tarjetas.
  • Realizar un manejo mediático dinámico y ágil para mantener puntualmente informados a clientes y público en general, sobre la situación y las medidas que se están tomando para corregirla.