Corero apuesta por soluciones híbridas de mitigación

Share:

Ante los recientes ataques de DDoS sobre infraestructuras diversas, Anderson Nascarella, Senior Security Engineer de Corero para LATAM, señaló que estos acontecimientos han demostrado que cualquier organización es susceptible a estos ataque, sin embrago, también han comprobado que la protección de las organizaciones contra ellos es escasa.

De acuerdo con el ejecutivo, se han estado observando cambios en los patrones de estos ataques, ya que anteriormente eran de naturaleza volumétrica, llenando los canales de comunicación hasta saturarlos y durante periodos de tiempo largos, sin embargo, últimamente se ha detectado que los atacantes van variando en intervalos cortos de tiempo estos ataques, por lo que uno de los mayores riesgos a los que se enfrentan las empresas tiene que ver con la conexión de sus infraestructuras corporativas y aplicaciones esenciales con fuentes de Internet sin garantía.

Ante este contexto, Corero ha apostado por soluciones híbridas de mitigación on-premise en las infraestructuras del cliente combinadas con soluciones de mitigación in-line en los proveedores de servicio y cloud, para permitir a los proveedores de servicio mitigar de manera instantánea los ataques de saturación en sus enlaces a Internet y a los clientes proteger sus infraestructuras contra los ataques en capa de aplicación.

El Sistema de Defensa frente a Amenazas SmartWall (TDS) de Corero permite a proveedores de servicios de todo tipo procurar siempre protección contra amenazas y visibilidad, como un servicio de seguridad a sus clientes. Mientras que los clientes empresariales se benefician de que el tráfico malicioso sea interceptado antes de que llegue a suinfraestructura online, lo que les confiere la libertad de centrarse en el desarrollo de nuevos servicios innovadores y rentables para sus clientes.

Además, la plataforma Smartwall permite a los proveedores tener una visibilidad completa a nivel de red sobre lo que está sucediendo y proporciona las herramientas y flexibilidad necesarias para mitigar los ataques in-line sin alterar el tráfico legítimo de sus clientes.