Bancos no saben distinguir ataques: Kaspersky

Share:

 

De acuerdo a los resultados de una encuesta de Kaspersky Lab, más de un tercio de bancos e instituciones de pago del mundo tienen dificultad para distinguir entre las transacciones de sus clientes en línea de los ataques financieros.

Conoce más

El crecimiento de los pagos electrónicos, el desarrollo de servicios como la banca en línea y los sistemas de flujo electrónico han dificultado la continuidad de negocio en el sector, pues al aumentar el número de transacciones en línea también ha crecido la percepción de parte de las instituciones financieras (50% de ellas) de que también han crecido los fraudes.

Ante esta percepción, 46% de las empresas sólo ha implementado una solución parcial contra el fraude financiero, o no han implementado ninguna, y únicamente el 57% tiene una solución de seguridad dedicada a combatir el fraude.

En resumen, la mitad de las organizaciones que funcionan en un entorno electrónico usa soluciones no especializadas que, de acuerdo a las estadísticas, no son confiables contra el fraude. El uso incorrecto de sistemas de seguridad también puede llevar a que las transacciones queden bloqueadas, mientras que la desviación de pagos puede provocar la pérdida de clientes.

“Hemos llegado a una situación donde muchos han adquirido una especie de ceguera digital porque hay un enorme número de datos y muchas de las tecnologías modernas llamadas “de punta” en realidad son obsoletas. Ya que no se puede usar la seguridad medieval como la base de una infraestructura tan importante expuesta a varios tipos de ataques”, comentó Dmitry Bestuzhev, director del Equipo de Investigación y Análisis en Kaspersky Lab.

El ejecutivo recomendó a bancos y empresas de servicios de pago utilizar métodos completos de prevención contra el fraude en línea para proporcionar a sus clientes protección en varios niveles.

La plataforma de la empresa Kaspersky Fraud Prevention incluye herramientas para control de amenazas instaladas en los dispositivos de los clientes, además protege al servidor dentro de la infraestructura del banco, proporcionando varias capas de seguridad para las transacciones bancarias en línea y móviles.