Alternativas a la energía de red eléctrica para despliegues de small cells

Share:

Los consumidores de redes inalámbricas están exigiendo más ancho de banda, obligando a los operadores a aumentar la densidad de sus redes con el fin de cumplir con los nuevos requerimientos. Donde una macro cell podría brindar servicio en un radio de media milla, las redes para servicios 4G LTE avanzado y 5G requerirán small cells mucho más densas, alrededor de cada 100 y 200 metros.

En este sentido, Eduardo Jedruch, Sales Regional Manager en CommScope y presidente en Fiber Broadband Association LATAM, mencionó tres alternativas a la energía de red eléctrica para despliegues de small cells que los operadores deben tomar en cuenta:

Más Información

Alternativa 1: Energía de par trenzado, las cuales pueden llevar 100 vatios en varios cientos de metros. En las redes de telecomunicaciones modernas, un transmisor convierte 48 voltios de potencia a +/- 190 voltios en el extremo de envío para que pueda viajar largas distancias sobre cobre, y luego un receptor convierte la energía de nuevo a 48 voltios para impulsar small cells u otros dispositivos en el otro extremo.

Te interesa leer: CommScope y Luguer presentan sus soluciones de red para sus partners

Además, dado que la energía se entrega a través de la propia red de la compañía de telecomunicaciones, ésta puede usar sus propios técnicos para dar servicio a las conexiones de energía de las small cells en lugar de tener que coordinarse con un proveedor de servicios públicos. Otra ventaja es, siempre asumiendo una red de cobre en óptimas condiciones de operación (aislación, aterramiento) y un marco regulatorio acorde, éstas transmiten un voltaje limitado en comparación con la potencia de la red.

Alternativa 2: Alimentación por cable coaxial, que se utiliza para transmitir televisión e Internet, también se usa para transmitir energía a los equipos de CATV, es un método eficiente de transmisión de energía que se está aprovechando en nuevas instalaciones de small cells, ya que se pueden colocar hasta 90 voltios AC y 15 amperios en el cable coaxial según las normas de seguridad de NESC y ofrecen ahorros significativos de CAPEX y OPEX.

Alternativa 3: Nuevos sistemas de entrega de cobre de mayor voltaje, ya que la necesidad de resolver el problema de suministro de energía para small cells es real, hasta el punto en que se están desarrollando sistemas nuevos e innovadores para satisfacer la demanda que incluyen sistemas que entregan potencias más altas, haciendo uso de nuevos conductores o sistemas encadenados, todos diseñados pensando en la seguridad.

Para comenzar a utilizar estas soluciones, las empresas de telecomunicaciones necesitan dejar de considerar como única opción la provisión de energía mediante la red tradicional en una era de convergencia de redes. Las empresas de telefonía tendrán que avanzar hacia el uso de redes de par trenzado existentes, mientras que los MSO, aprovecharán sus plantas de cable coaxial; y donde esta infraestructura no resulte viable, aprovecharán las nuevas soluciones que ofrecen energía remota y distribuida con costos bajos, tiempo de servicio rápido, fácil acceso y seguridad.